La experiencia no se fía de la apariencia

Significado del refrán la experiencia no se fía de la apariencia.

Las apariencias engañan
Las apariencias engañan

Es un refrán que va de la mano con aquel dicho que dice que las apariencias engañan, pues no se puede juzgar a una persona tan solo por su apariencia, ya que su vestimenta, actitud o forma de hablar a simple vista, no definen realmente como es alguien.

Tal vez es difícil de comprender el darse cuenta que una persona no era como creíamos, en casos como esos, es donde aplica este refrán, ya que el ver a un señor de traje en la calle no significa que es un gran empresario, o que una chica muy seria sea un angelito, el refrán es un gran exhorto a ver más allá de las apariencias y no dejarse llevar por lo que se ve a primera vista.

Ejemplo:

  • ¡Mira niña! deberías ser como la vecina, todos los dias muy responsable se va a trabajar de enfermera por las noches, que gran esfuerzo.
  • Con todo respeto, no me compares, y recuerda que la experiencia no se fía de la apariencia, ella no va a trabajar, se va de fiesta, hace mucho la despidieron de su anterior trabajo, pero de esa forma engaña a sus padres.
  • Disculpa, eso me pasa por dejarme llevar por las apariencias.

Relacionado:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *