Los Mitos de la Sal y la Mala Suerte

¿Están relacionados la SAL y la MALA SUERTE?

Sal
Una pizca de Mala Suerte

Ahora vamos a explicar el por qué de algunos MITOS que rondan sobre la Sal y la Mala Suerte.

En distintos países de habla hispana, se suele decir «estoy salado» como sinónimo de tener mala suerte. Para contrarestar esta supuesta mala suerte, por ejemplo, existe la tradición de esparcir un poco de sal por detrás del hombro izquierdo.

Ejemplos

  1. Derramar la sal es de mala suerte.
  2. Pasar la sal de mano en mano es de mala suerte y por eso se debe apoyar primero en la mesa y luego tomarla.

Origen del Mito


El mito de la sal y la mala suerte se origina desde que la sal se importaba en bolsas y estas se pasaban de mano en mano por los obreros durante la carga y descarga. En ocasiones los dos obreros tenían la mala suerte de JALAR LA BOLSA DE SAL al mismo tiempo, rompiendo la bolsa y derramando la sal.

Cuando pasaba, los patrones descontaban el valor de la bolsa de sal del salario de los obreros, por eso era normal que ellos vieran como de MUY MALA SUERTE derramar la sal, de alli comenzaron a dejarla primero en el piso, para que luego el otro la tome, evitando así pasarla de mano en mano.

¿Conoces otro MITO sobre la SAL y la Mala Suerte o un origen dieferente? Compártelo en los comentarios.

Saludos desde Dichos y Refranes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *